jump to navigation

Un Té Inglés junio 22, 2006

Posted by LA FULERITA in mi otro blog.
trackback
Hoy por la tarde, caminaba en dirección a mi banco (digamos que tengo un trato “preferente”, así es que siempre me atienden por las tardes) cuando de pronto y muy inesperadamente me encuentro con un ex amor. Fue uno de esos tropezones que de vez en cuando uno se da con alguien cuando camina apurada por el centro de Santiago. Cuando solo piensas en el objetivo -en este caso, el banco- sin pensar en la muchedumbre que camina en la dirección contraria.
Parecía feliz de haberse topado conmigo y me acompañó a mis diligencias (bicicleteos) bancarias.
Conversamos un poco de todo. Me preguntó por mi vida, por mi nueva pareja (a quien conocí por su intermedio), por la pega, etc.
Y hablamos en un tono de completa amistad, como dos viejos amigos que no se ven en años.
Se veía igual que hace seis años, cuando todo terminó entre nosotros. Tal vez tenía más canas.
Sin embargo, al parecer había cambiado de verdad y para mejor.
Me volvió a pedir perdón (si se puede llamar de ese modo) por las cosas que en su momento hizo y que terminaron con una relación que fue muy bonita o que pudo haberlo sido.
Hizo un racconto de las cosas buenas que vivimos y me “obligó” con ello a poner una perspectiva más objetiva, sin rencores y sin dolores. Nos reímos de situaciones divertidas del pasado y pasamos un buen momento con esos recuerdos.
Me dijo que desde ese entonces, no tenía pareja, que creía en el amor eterno y que vivía con él dentro de sí.
Personalmente, no creo en el amor eterno. Tarde o temprano se muere, o más bien cae presa del asesinato (aunque quiero creer que lo que vivo hoy será para siempre).
Me dio a entender, en un tono muy poco sutil, que era yo su amor eterno y que no podía evitarlo ni intentaba luchar contra eso, aunque esperaba tener la capacidad de transformar ese sentimiento en amistad.
Parecíamos salidos de alguna película inglesa, llena de corrección y amabilidad distante.
¿Qué es esto del amor? Me pregunto yo, que hace que las personas logren ver grandes errores o reconozcan sentimientos cuando ya te han espantado hasta las ganas de mirarlos a los ojos???
Yo sentí amor y lo demostré. Hice todo lo que estuvo a mi alcance para que aquella relación perdurara. Sospechaba que me era infiel y hasta eso dejé pasar esperando una reacción que jamás llegó. En realidad llegó pero demasiado tarde, cuando mis ganas se habían agotado, cuando mi romanticismo se había roto la crisma y mi amor se había marchado.
Tardé como tres años en volver a enamorarme y más en recuperar una décima parte de la confianza que solía depositar en quienes conocía.
El amor, la mayor de las veces causa más penas y provoca más heridas que buenos momentos. “love hurts” dice la canción y creo que realmente es así.
Mi barco hoy es otro y estoy en alta mar con mi “love boat”. Si hoy me hicieran saltar por la borda, creo que me ahogo. Mi anterior crucero me llevó lejos de la costa y me dejó caer. Tres años anduve cual Robinson Crusoe.
Pero la vida, el corazón, el amor es así.
Al bote en que voy hoy, le he puesto mi nombre en la proa, me he amarrado los pies al palo mayor y siempre tengo cuidado de no darme algún feroz cabezazo cuando cambian los vientos y la vela varía su posición.
Y quien va conmigo, ha hecho lo mismo, porque vamos para el mismo lado. Es de esperar que seamos lo suficientemente prudentes y entregados de igual forma a este viaje, porque remar sola no se puede y si así llegara a ocurrir algún día, me pego con la gotita a un kayak.
Anuncios

Comentarios»

1. Anonymous - junio 22, 2006

¿y en que quedarón ….se veran de nuevo? tomaran cafes cortados? habra noches de amor? ¡¡¡puchaaaaa ohhhhhhhh¡¡¡¡soy inpertinente y copuchenta.
cariños.
lucita sexi.

2. Adán - junio 22, 2006

Crucero, bote, kayak…???

Saludos.

3. LA FULERITA - junio 22, 2006

Lucita concuñadita: No quedamos en nada, porque ya no hay nada (te agradezco que esta vez no des mi nombre).
Adán: Tienes mucha razón, no sé de dónde me salió tanto artefacto marítimo…lo voy a pensar.

4. Sangre Ácida - junio 22, 2006

Ñañe: tsss qué intrusa la concuñadita. Oiga mi muy distinguida creo que he vivido esas situaciones y creo que las he agradecido profundamente pues ahí una se da cuenta que las heridas han sanado y que kronos no pasa por las puras arvejas.
Pero sabe oiga, que yo concuerdo con usted referente a que el amor no es eterno, que a pesar del esfuerzo que una le ponga a una relación ésta siempre tendrá una fecha de vencimiento. Aun que ilusamente por otro lado, quisiera crer en la eternidad (creo que soy una romántica imposible y trasnochada)
Me quedó dando vueltas en la cabeza lo que dijo tu ex “… que creía en el amor eterno y que vivía con él dentro de sí.” Y eso cierto esa fuerza incontenible llamada amor es el móvil para todos nuestros actos. Ahora en cómo manifestamos el amor y bla bla bla consideraciones varias es algo tan personal como misterioso. Tal vez por eso cueste tanto estar en la misma frecuencia en el tiempo y en el espacio con el otro.
Extraño… siempre he pensado que lose encuentros que traen consigo recuerdos nos hacen replantearnos nuevamente acerca de el estado de nuestros asuntos existenciales.
Saludos desde mi antro.

5. Sangre Ácida - junio 22, 2006

Ahh se me olvidaba, oiga hágame la tercera pregunta no más, pero por asuntos de privacidad hágala a mi correo zephyrus_novembris@yahoo.es
La espero.

6. tombrad - junio 22, 2006

Desconfía de las palabras bonitas como del diablo, lo peor de los que hablan lindo es que son sinceros en el sentido que creen las tonteras que dicen, pero son tan profundamente hipócrits que parten minitendose a si mismos. Son los verdaderos chacoteros sentimentales jaja!

7. Anonymous - junio 22, 2006

tombrad esop fue orgasmico.

8. Anonymous - junio 22, 2006

pd :lucita sexi,y que te pasa sangre acida ahhhhhhhh.
saludos a toooooodos.

9. invisible_soledad - junio 23, 2006

Mmmm…. si yo me encontrara o encontrase con un ex, uno en particular, haría lo imposible para pegarme un buen polvo, porque me quedé con las ganas.

10. ojos de angel - junio 23, 2006

Amiga desconocida….me parecio que tu relato fue mágico y que la forma en que se fue desarrollando el encuentro con tu ex generó un ambiente cálido y agradable que dio paso a una charla sincera y bien intencionada. No vale la pena vivir la vida desconfiando de los sentimientos ajenos. Ni tu ni yo ni nadie tiene la vida comprada para urgirse diariamente por saber si quien está a tu lado (de cualquier forma) te miente o dice la verdad. Disfruta de ese momento pues quizás en el alma de tu ex se guarda un lindo recuerdo tuyo y en su corazón, aún después de tanto tiempo, se mantiene el amor, pero por sobretodo, en sus ojos seguro que se ha de reflejar su verdadera pena por perderte y no poder nunca recuperarte. Me alegro que tengas la grandeza de hablar con aquella persona y acceder, lentamente, a transformar tanto odio y pena que pudiste tener en un momento, en una sana y linda nueva relación. Además, piensa que al final quien más ganó fuiste y serás siempre tú pues quedaste con huellas de por vida que han templado tu carácter, un amor de aquellos, con el cual esperas navegar por el resto de tus días, y una amistad nueva pero incondicional por el amor que te profesa. No todos tenemos la misma suerte.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: